COCO+COCO nace fruto de una suma, una suma de inquietudes, ilusiones y motivaciones de diferentes mentes reunidas en torno a un mundo llamado diseño. Cada uno de nosotros, cada coco, forma parte de un todo que se nutre, aporta, comparte, innova y evoluciona junto al resto de miembros en cada propuesta o proyecto en el que el estudio se encuentra inmerso.

 Asimismo, no podemos entender COCO+COCO como un espacio de trabajo blindado, más al contrario, nuestro estudio es un laboratorio de ideas abierto, en constante contacto e intercambio con compañeros y amigos, en definitiva otros cocos, que ejercen diversas disciplinas por todo el mundo y de los que nos retroalimentamos de forma incesante. Nos nutrimos de todo lo que actualmente se hace, de tal forma que nuestro punto de vista es la esencia de la suma del aprendizaje, información e inspiración propias, obteniendo así los apreciados resultados en todas y cada una de nuestras creaciones.

 Como decíamos, para nosotros diseñar es fruto de la aglutinación en un concepto amplio, fruto también de la reflexión en torno a palabras y principios: creatividad al servicio de la comunidad; utilidad y belleza en cada planteamiento; conocimiento del pasado, comprensión de lo que en la actualidad se está haciendo e imaginación y apertura para afrontar todo lo que está por llegar. Es decir, diseñar es para nosotros una exploración permanente ligada a la observación de la sociedad, la industria,…, bocetando lo que está por venir.

 Existen dos términos que en COCO+COCO van de la mano: naturaleza y tecnología. Por una parte, nos sentimos parte del planeta en el que hemos nacido y nuestro espíritu es dejarlo en una situación mejor de la encontrada, todo nuestro trabajo sería inútil si nuestros procesos de trabajo no contemplaran el respeto y adaptación al entorno y el referente a la sostenibilidad en nuestro quehacer diario . Por otra parte, creemos en la tecnología, en el avance, innovación y empleo de todas estas nuevas herramientas aplicadas a multitud de disciplinas, de las cuales disponemos y aplicamos en la línea de una mejora continua, avances tecnológicos que, en definitiva, son el reflejo de la evolución y de la voluntad creativa de la actividad humana.